Llegan de nuevo las elecciones y llegarán los representantes de la Junta haciéndonos las promesas de siempre. Aunque somos el pueblo andaluz más engañado por la administración les seguimos votando. Numerosos inmuebles históricos catalogados están desmoronándose por toda la ciudad (calles del Agua, Zapatería, Trinidad, Corredera…) y nuestros monumentos más destacados se hunden. Como botón de muestra mencionaremos algunas de las construcciones más relevantes en ruina y las promesas incumplidas de la Junta durante más de una década:
 
Palacio de los Enríquez
 

            Monumento Nacional con hundimientos y promesas desde mediados de los noventa. Mencionaremos algunas de las últimas promesas incumplidas. El 10-11-2004 Antonio Pérez Tapias, delegado en ese momento, afirmaba que en el plazo de 60 días la Consejería acometería las obras de conservación y restauración integral del conjunto si el propietario no actuaba. En julio de 2006 la Consejería y el Ayuntamiento nos contaban un nuevo cuento, la restauración comenzaría en diciembre de 2006. Han pasado más de doce años desde que se produjeron los primeros hundimientos y no se ha hecho nada.
 
Alcazaba
 

            Monumento Nacional con hundimientos y promesas desde mediados de los noventa. Entre las promesas más destacadas señalar las de Juan Antonio Montilla y María Escudero, delegados de Cultura a principio de esta primera década del nuevo siglo, los cuales anunciaron la recuperación integral de la Alcazaba desde su base comprando las casas adosadas… Lo único que se ha hecho es presentar un proyecto de restauración que atenta contra el patrimonio.
 
Iglesia de San Jerónimo
 

            Monumento propuesto para ser declarado BIC de propiedad municipal con hundimientos y promesas de recuperación desde principios de los noventa. Su restauración se ha pregonado todos los años desde 1999 y estaba en los presupuestos de 2006. Ni un céntimo ha recibido y siguen cayendo las cubiertas.
 
Convento de San Jerónimo
 

Monumento propuesto para BIC con hundimientos desde principios de los noventa. La situación de ruina se acentúa año tras año, con caídas de aleros, muros y cubiertas…
 
            No olvidamos otros monumentos como la torre de la puerta de la Magdalena, la iglesia y convento de San Antón y el palacio del Infantado, de los que hablaremos próximamente.
 
El PSOE espera que aunque no cumpla con la Ley del Patrimonio y con lo que promete todos los años recogerá numerosos votos en Baza. Y como muestra las elecciones municipales y la mayoría conseguida. ¿Conocen ustedes alguna ciudad andaluza que le tomen el pelo año tras año y que siga votando a los que les engaña?.
Nosotros no.