El caluroso 13 julio de 2006 la Mesa del Patrimonio, integrada por la asociación “Baza Histórica”, todos los políticos de la ciudad (el PSOE ne negó a apoyar la reivindicación) y 3.000 bastetanos con sus firmas, nos presentamos en Sevilla a pedir que se aplicara la Ley del Patrimonio y se restaurara el palacio. A los pocos días el delegado de Cultura y el alcalde afirmaban que la administración actuaría de forma subsidiaria en cinco meses, o sea a mediados de diciembre, el plazo que según ellos marcaba la normativa. Ha pasado un año de dichas declaraciones y no se ha movido un dedo. Que conste que hemos solicitado información y el silencio ha sido la respuesta. Nos estamos acostumbrado a algo que es no es bueno, a que los políticos nos mientan año tras año y se queden como si no hubiera pasado nada. Como nos dijo el Director General de Bienes Culturales en julio del 2003 en Sevilla “a ellos les votan”. Tenía razón, a pesar de haber prometido y no haber cumpliendo en las dos legislaturas anteriores la restaurción del palacio, de la Alcazaba o de la igleisa de los Jerónimos, han llegado las elecciones y les han votado de nuevo.

 

   

Es el momento de recordar por enésima vez que el 20 de julio de 1995 miembros de la asociación “Baza Histórica” comunicábamos a la Delegación de Cultura la ruina del palacio, los hundimientos que se habían producido ya en las galerías que dan al Caz, los graves problemas de la torre y de los módulos que asoman a la Carrera Palacio. Solicitábamos que se aplicase la Ley del Patrimonio pues estamos ante un Monumento Nacional y como tal tiene que estar en buen estado de conservación, permitiendo la Ley en cualquier momento su intervención inmediata por parte de las autoridades públicas, ayuntamiento y Junta, las cuales tienen la obligación de mantener, conservar y custodiar el patrimonio (art. 36). Pues bien, han pasado 12 años y la ruina del palacio se ha acentuado hasta llegar a un estado caótico: la estructura se está viendo afecta, los aleros están cayendo por los cuatro puntos cardinales y un gran agujero sobre una de las cubiertas tiene ya más de dos metros de diámetro y sigue aumentando. Lo único que se ha hecho ha sido una tímida actuación sobre las cubiertas de la torre y zona anexa, por cierto con nuevos hundimientos desde hace dos años. El palacio se hunde y a Baza sólo llegan promesas, el cumplimiento de la Ley del Patrimonio brilla por su ausencia.

 

     Cubierta junto a la torre, hundiéndose desde hace dos años. Flanco sur del palacio

 Para no olvidar:

 1. Cultura tiene conocimiento de los hundimientos desde hace doce años, desde el 20-7-1995.

2. Según la Ley del Patrimonio cualquier Monumento Nacional deber ser intervenido de inmediato por la administración si amenaza ruina.

3. La Ley del Patrimonio no se cumple en Baza.

3. El 17 de octubre de 1999 ayuntamiento y Cultura anunciaba su recuperación a bombo y platillo.

4. El 19 de octubre de 2000 el Parlamento Andaluz pregonaba de nuevo su rehabilitación.

5. Desde 2001 a 2004 los distintos/as delegados/as Cultura han lanzado a la opinión pública su restauración inmediata.

6. El 10-11-2004 José Antonio Pérez Tapias, el nuevo delegado, pregonaba su recuperación en el plazo de 60 días.

7. El 1-4-2005, el Director General y el Delegado Provincial hablaban de la expropiación y restauración posterior, tal y como obliga la Ley.

 8. El 14-2-2006 José Antonio Pérez Tapias anunciaba que se le pondría una multa de 46.000 euros mensuales a los dueños si no lo intervenían con objeto de realizar las obras de rehabilitación más urgentes.

9. El 13-7-2006 el Director General de Bienes Culturales aseguraba que el plazo para intervenirlo se cumplía muy pronto y que a continuación se restaruaría.

10. En la segunda quincena de julio de 2006 el delegado de Cultura y el alcalde afirmaban que la administración actuaría de forma subsidiaria en cinco meses, o sea a mediados de diciembre de 2006, el plazo que según ellos marcaba la normativa. Ha pasado un año desde entonces y no se ha hecho nada.

11. Como afirmó el Director General de Bienes Culturales el 13-7-2007 a ellos les votan aunque en Baza no se aplique la Ley del Patrimonio. La Junta se ha dado cuenta, y los doce años de hundimientos y mentiras anunciadas a bombo y platillo lo demuestran, que en Baza pueden pasar de aplicar la Ley y dejar que los monumentos se hundan, pues les van a seguir votando. Saben que el ayuntamiento no los va a presionar y la afirmación de la consejera de Obras Públicas de que nuestro nuevo alcalde sabe priorizar va muy probablemente por esos derroteros.

12. El palacio sigue hundiéndose y no se hace nada. Dejación de funciones pura y dura.

13. Por cierto, el palacio, si no nos han informado mal, ha pasado a manos de una inmobiliaria

 

 

Zona de la servidumbre. Caída de aleros y problemas de filtraciones desde hace unos diez años. Los caseros tuvieron que abandonar el inmueble, por inhabitable, a principios de los noventa.

 

 

 

 

.