. Mientras la alcazaba de Guadix recibirá este año 840.000 euros del gobierno central (1,5 % Cultural) la de Baza no tendrá ni un céntimo a pesar de tener presupuestados 6.2 millones de euros del Programa Regional de Espacios Públicos de la Junta de Andalucía, a invertir a partir de 2012.

. Dentro de un año los bastetanos veremos como se habrá invertido lo presupuestado para la alcazaba de Guadix y comprobaremos, por enésimo año consecutivo, como la alcazaba de Baza seguirá desmoronándose, sin ver ni un céntimos de los 6.2 millones anunciados en 2009 por el Ayuntamiento de Baza y la Junta, administraciones dirigidas por el PSOE. Vean en la siguiente imagen a la consejera, en una de sus numerosas visitas a nuestra ciudad, prometiéndonos la recuperación de nuestra alcazaba. Han pasado NUEVE años de sus declaraciones y ni un céntimo. INDIGNANTE, Y NO SE LE CAE LA CARA DE VERGÜENZA.

ANUNCIO DE PRENSA realizado el 9 de junio de 2009:La Junta firma un convenio con el Ayuntamiento de Baza para recuperar la Alcazaba y su entorno. El presupuesto estimado es de 6,2 millones de euros de los que 575.000 se van a destinar para la redacción del proyecto, catas arqueológica…” (ANEXO-1).

                                                           Rosa Torres, Pedro Fernández y Juan Espadas en el centro de la foto, en la Plaza Mayor de Baza

Ahora que se ha anunciado la restauración de la alcazaba de Guadix, hecho que celebramos públicamente, es el momento de volver a recordar los hundimientos y ruina de más de veinte años en la de Baza y el incumplimiento de la Ley del Patrimonio por parte de las administraciones públicas (Ayuntamiento y Junta).

En la Memoria de 2005 D. José Chamizo, Defensor del Pueblo Andaluz, dejaba escrito, tras la información que le trasladaba la Consejería de Cultura, que el recinto militar se encontraba en muy mal estado de conservación por obras ejecutadas en las décadas de los 80 y los 90 (muchas de ellas municipales), sin previo y obligatorio conocimiento de la Delegación Provincial, al ubicar en ella diversos espacios públicos (auditorio, jardines…), “una actuación muy agresiva que no respetó los restos arqueológicos existentes (destruyendo gran parte del trazado original) y utilizando unos materiales inadecuados”. Además, la Consejería exponía ante el Defensor la construcción de varios edificios adosados que se levantaron sin su supervisión obligatoria, como el de la calle Aduana, una prevaricación pública que no se sancionó. En 1999 Junta y Ayuntamiento pregonaron consolidar los paños de muralla de esta parte del recinto militar. Desde entonces los anuncios de restauración no han parado. Han pasado 18 años y nada se ha hecho. El consistorio se ha dado cuenta que no hay ni una sola institución andaluza que aplique la LEY DEL PATRIMONIO y lo que promete la Junta y el mismo Ayuntamiento. 

1. Mientras la alcazaba de Guadix se restaura siguen desmoronándose torres y lienzos de muralla en la de Baza

   Mientras se anuncia, año tras año, la restauración de la alcazaba bastetana hay partes de la misma que siguen despareciendo, por ejemplo la muralla y torre de la calle Aduana, en estado alarmante. Hace más de dos décadas, en los años 1994/95, se realizó una obra ilegal en esta parte de la fortaleza (con prevaricación pública incluida, pues el Ayuntamiento no envió el proyecto a Cultura para su autorización) y cómo no se hecho nada durante los últimos veintitrés años que han transcurrido, parte de la muralla cayó y el resto, incluida la torre, está a punto de desaparecer.

2. Mientras la alcazaba de Guadix se restaura la Junta y el Ayuntamiento de Baza siguen mintiendo a los bastetanos. En 2016 ambas instituciones afirmaban que estaban realizando las obras de emergencia en la alcazaba bastetana, hecho totalmente falso

En la primavera de 2016 Junta y Ayuntamiento afirmaron en prensa que se estaban realizando las obras de emergencia. Las obras de restauración consistieron en colocar unas cintas de plástico alrededor de esta torre y muralla, nada mas (ANEXO-2).

Torre desmoronándose desde 1995. No se penalizó al Ayuntamiento por incumplimiento de la Ley.

3. Mientras la alcazaba de Guadix se restaura la Junta y el Ayuntamiento de Baza anunciaban en 2016 la inclusión de la recuperación de la Alcazaba en el programa de la Consejería de Obras Públicas, la misma milonga de las últimas dos décadas(ANEXO-3). Estamos en 2018 y nada de nada.

En noviembre de 2016 Junta y Ayuntamiento anunciaban que la intervención, acondicionamiento y regeneración del espacio de la Alcazaba sería otro de los asuntos que abordaron el alcalde y el consejero, junto al presidente del área municipal de Urbanismo, José Luis Castillo, y la concejala de Patrimonio y Planificación Urbana, Genma Pérez Castaño y la viceconsejera Nieves Masegosa.

Afirmaban que “el nuevo Plan de Vivienda de la Junta ofrece posibilidades de financiación para actuar en espacios como el de la Alcazaba, de ahí que estemos avanzando en la realización de los trabajos previos para solicitar la financiación necesaria para comenzar los trámites de regeneración”. En este sentido, aseguraban que ya se habían realizado trabajos de delimitación, planimetría, arqueológicos, entre otros estudios técnicos, para con la colaboración de la Consejería de Cultura redactar el proyecto de recuperación de la Alcazaba que se presentaría a la futura convocatoria del Plan Andaluz de Vivienda. Ha pasado más de una año y nos preguntamos: ¿dónde está el proyecto? Nos volvieron a engañar. Después de 20 años mintiéndonos no hay quién crea en estos políticos del Ayuntamiento y de la Junta.

4. Pasó el año de 2017, estamos en 2018 y la Junta y el Ayuntamiento siguen sin presentar un proyecto, un presupuesto y mucho menos las obras de emergencia que obliga la LEY DEL PATRIMONIO.

No más mentiras de las administraciones públicas a los bastetanos. La credibilidad de un parlamento, de un consejero, de un delegado provincial, de un alcalde, debería tener su primer fundamento en la seguridad de que cumplen con la Ley y con lo que afirman y prometen. Los ciudadanos nos sentimos defraudados por los políticos que nos gobiernan, tanto los locales como los regionales. Nos hemos acostumbrado a que nos mientan año tras año y a que sigan gobernado como si no hubiera pasado nada. Son veintitrés años pidiendo ayuda, solicitando que se cumpla la Ley del Patrimonio. Son veintitrés años en los que la administración mira para otro lado, obviando la aplicación de dicha ley. Son veintitrés años en los que la Junta y el Ayuntamiento están gestionando de forma nefasta las inversiones públicas.