La iglesia de San Jerónimo de Baza sigue hundiéndose (sacristía, torre…) por décimo año consecutivo a pesar de ser propiedad pública y a pesar de que la Junta anuncia todos los años desde 1998 su recuperación. Los bastetanos ya no creemos ni en la Ley del Patrimonio ni en las administraciones públicas que han de velar por dicho patrimonio y a los hechos que relataremos a continuación nos remitimos.

La asociación «Baza Histórica» desde hace diez años viene pidiendo por escrito la intervención urgente y la tramitación como BIC de la iglesia y el convento de San Jerónimo y la Junta se hace la sorda. Lo que está pasando con San Jerónimo, la alcazaba, la alhóndiga y el palacio de los Enríquez es consecuencia de la dejadez absoluta de la las distintas administraciones públicas, tanto locales como autonómicas. En 1998 Obras Públicas anunciaba en distintos periódicos la restauración del inmueble como auditorio a través un proyecto de recuperación aprobado de 1995. En julio del 1999 las cubiertas de la cabecera caían sobre las bóvedas de crucería y el 17 de octubre la Junta, además de anunciar a bombo y platillo un famoso plan Junta-Ayuntamiento para intervenir todos los edificios monumentales en ruina, pregonaba que la iglesia se iba a declarar urgentemente BlC (los trámites los han paralizado conscientemente) y que a continuación se restauraría. Han pasado seis años y no se ha hecho nada. El 7 de octubre del 2000 Obras Públicas anunciaba 162,273 € para comenzar las obras.

El 19 de octubre del 2000 el Parlamento Andaluz anunciaba a los cuatro vientos que el patrimonio de Baza en ruinas se iba a intervenir y entre las actuaciones previstas estaban la recuperación de esta iglesia y la del resto de inmuebles en ruina comentados anteriormente. Desde el 2000 al 2004 todos los años distintas consejerías han anunciado su recuperación. La

última guinda venía a ser anunciada para el primer trimestre del 2005 con el proyecto definitivo,

de rehabilitación del inmueble como biblioteca propuesto por la Consejera.

Llegó el día deseado y se presentó el director general de Bienes Culturales y nos dijo que ni hablarlo, que la iglesia no se trasformará en biblioteca, que había que reutilizar el recinto con otros fines, sin aclarar nada sobre cuando se iniciará la rehabilitación. Mientras, la iglesia como el resto de nuestros monumentos bastetanos siguen hundiéndose. ¿Está esperando el Director General de Bienes Culturales y demás administraciones que la iglesia de San Jerónimo y el resto de los monumentos de Baza mencionados se hundan definitivamente para no tener que intervenirlos? Diez años son muchos años. Tanta mentira e incumplimiento de la Ley del Patrimonio es ya indignante. Que conste que pedimos información sobre todos los proyectos de restauración que anuncian año tras año y jamás contestan.

Una petición a los ciudadanos que les interesa nuestro patrimonio, reclamen, protesten en prensa y radio sobre lo que está pasando en nuestra ciudad. Pueden utilizar los datos de nuestros artículos pues nos basamos en hechos reales.

Para no olvidar

l. La ruina de la iglesia ha sido consecuencia de la no ejecución de las obras de mantenimiento que todo edificio antiguo requiere por su propietario o arrendatario, en este caso el ayuntamiento de Baza. Hecho reconocido por el administrador de la diócesis el pasado lO de julio del 2000.

2. El proyecto de restauración aprobado en 1995 y anunciado en 1998 no se pudo ejecutar porque el ayuntamiento no solucionó los problemas de la propiedad, tal y como anunció la Junta el 27 de diciembre de 1999.